Hola!

Tómate un segundo para responder:

Para entrar, tienes que confirmar que eres mayor de edad.
Actualidad y CBD

Y tú, ¿sabes la verdad sobre el CBD?

El cannabidol está viviendo uno de sus mejores momento. Su regularización en muchos países, unido a la aparición de numerosos estudios que demuestran todos sus beneficios, y a una sociedad con la mente más abierta, ha provocado una mayor visibilidad al uso del CBD.
Pero como todas las famas, siempre vienen cargadas de dudas y falsas verdades: que si es adictivo, que si cura el cáncer, que si eso solo es para porreros… el CBD carga a sus espaldas con una larga lista de mitos. Y que mejor que la semana que se celebra la marcha mundial a favor de la marihuana, para aclarar si esos mitos son verdaderos o falsos.

1. El CBD crea adicción

La OMS declara que el CBD no debe ser considerado como droga, ya que estudios realizados sobre ratas y humanos demuestran que no genera adicción, no es psicoactiva, y por lo tanto es una sustancia segura.
El estudio también demuestra que el CBD solo interactúa con los receptores asociados con los procesos de satisfacción y recompensa, pero que, a diferencia de las drogas de gran abuso, no estimula la liberación de dopamina, que interfiere con el Tegmento Ventral del cerebro que es el asociado con la dependencia.

2. El CBD lo cura todo, ¡hasta el cáncer o el coronavirus!

Aunque aún queden personas que lo piensen, esta afirmación no es cierta. El CBD posee propiedades que son útiles para tratar diferentes enfermedades, por lo que puede ser un gran aliado para tratar ciertas dolencias, pero no es mágico.
Antes de comenzar cualquier tratamiento con CBD es recomendable hablar con un médico, para que evalúe los posibles beneficios que este cannabinoide puede aportarte en tu caso concreto.

3. EL CBD es sedante, unas gotas y te deja K.O

Sí, pero no. Aunque el CBD tiene propiedades ansiolíticas, no hay que confundirse con un efecto sedante. Esta confusión se debe a que la mayoría de las variedades ricas en CBD contienen terpenos Mircenos, que si posee propiedades sedantes.Si aún no sabes que son los terpenos, puedes descubrirlo en otra de nuestras publicaciones. Por ello, la mayoría de las variedades de CBD se consideran relajantes. No obstante, algunos estudios apuntan que el CBD puede provocar un efecto energético, ya que pacientes de un estudio clínico han asegurado sentirse más despiertos tras consumir altas dosis de cannabinoide.

4. El CBD es solo para fumadores

Como hablamos en “CBD para atletas, y para los no tanto“, es posible consumir CBD sin necesidad de fumarlo. Existen los vaporizadores, los aceites, e incluso las cremas con alto contenido en CBD, la cual se utiliza para tratar trastornos neurodegenerativos
Un dato poco conocido es, que el CBD es uno de los principales activos utilizados en el Sativex, un medicamento destinado a los pacientes que sufren esclerosis múltiple. Pero este cannabinoide sería también eficiente en forma de crema para tratar los síntomas de esta enfermedad, según el estudio publicado en enero de 2016 por el DARU Journal of Pharmaceutical Sciences.

5.El CBD tiene efectos secundarios

Como todo en la vida, el CBD también tiene efectos secundarios. No obstante, la OMS, considera que “en general el CBD tiene una toxicidad relativamente baja, aunque no se han estudiado todos sus posibles efectos secundarios”. Así, el uso de CBD se considera generalmente seguro.
Esta sustancia se absorbe rápidamente y se elimina en su totalidad por la orina tras unas 18 horas. Se han descrito casos de somnolencia tras utilizar concentraciones muy elevadas (más de 150 mg/día) de cannabidiol. Otros efectos secundarios adversos que pueden aparecer son: sensación de cansancio, sequedad de boca, cefaleas, mareos y disminución o alteraciones del apetito, náuseas, vómitos, hipotensión y alteraciones de la marcha (torpeza).
En general todos estos síntomas mejoran con la reducción de la dosis de CBD y desaparecen al suspender la administración.

 

6. El CBD no sale en una prueba de drogas

Se considera que el CBD es indetectable en pruebas de saliva o de orina, aunque siguen existiendo algún casos raros en el que las pequeñas cantidades de trazas de THC se pueden detectar.
No obstante, en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 se permitirá por primera vez el uso de CBD entre los atletas, ya que la Agencia Mundial Antidopaje ha eliminado el CBD como sustancia prohibida.

Seguro que nos hemos dejado algún mito en el tintero, y es que aún queda mucho por investigar y aprender del CBD, pero cada día vemos como el mundo se abre un poco más a la normalización del uso de esta sustancia en la vida cotidiana. Si aún tienes alguna duda sobre el uso del CBD, puedes contactarnos en atencionalcliente@flowerfarm.es, y puedes ver todos nuestros productos en nuestra tienda online.

No hay productos en el carrito.